ALL POSTS

EL P. RATZINGER ES UNO MÁS DE LOS “PAPAS” MODERNISTAS PREVIOS A FRANCISCO


En el post anterior traído de la revista SISI NONO, se estudia con acierto la heredoxia de los “papas” conciliares previos a Francisco quien, al parecer, los superaría a todos en su carácter modernista (cosa  que yo no firmaría; una cosa es la apariencia chocante de sus manifestaciones, y otra cosa la herejía modernista que subyace por igual en todos los papas conciliares, exceptuando quizás a JPI, que también era modernista pero quizás en un grado inferior a sus predecesores que él tácitamente enalteció al adoptar su nombre).

Ha habido un comentario que coincide con mi apreciación acerca de la injustificada omisión del nombre del P. Ratzinger- Benedicto XVI, por parte del artículo de la Revista SISI/NONO. Nos preguntamos si la revista que en números anteriores hizo acertadas y negativas críticas del P. Ratzinger (este apelativo es de nuestra cosecha y no de la revista, convencidos como estamos de la invalidez de la consagración episcopal por el inválido Nuevo Rito de 1968 con el que él fue instalado “obispo” conciliar) habrá sucumbido como otras cabezas teológicas tradicionalistas de prestigio, a la “Ratzingermanía” originada por los dichos y hechos del “papa” Francisco.

Les traslado el comentario, al que añado algunas fotografías y el currículum académico de Ratzinger, de nuestro lector y comentarista Lino, conocido en el blog por sus acertados comentarios en un tiempo anterior.

  1. Lino

    Ciertamente, Sr. Moimunan, como usted señala, llama la atención poderosamente que no esté en la lista de seudopapas, objeto de crítica, el P. Ratzinger. Este señor, en su “Introducción al cristianismo” (criticada con gran pericia por SI SI NO NO, hace años) dice:

    Las fotos de Ratzinger con traje y corbata son difíciles de encontrar en internet, como si una mano invisible las hubiese eliminado. La fotografía es de la revista francesa “Point de vue” y la he visto en “Católicos Alerta”

    Ahora podemos comprender el punto final de todo el movimiento, como lo presenta Teilhard: la corriente cósmica se mueve “en dirección a” un estado inaudito, casi mono-molecular… donde todo yo… está determinado a alcanzar su meta en algún misterioso superego.”

    Ratzinger con traje y corbata en su etapa de profesor

    El hombre, por ser un yo, es un fin, pero la dirección delmovimiento de su ser indica que es una figura que pertenece a un “super-yo” que lo abarca sin eliminarlo; sólo en tal unión aparecerá la forma del hombre futuro en quien la humanidad llegará a la meta de sí misma.

    En realidad se comprende aquí de forma nueva la dirección de la cristología paulina, partiendo de la concepción moderna del mundo y con un lenguaje a veces demasiado biológico. La fe ve en Jesús al hombre en el que, hablando según el esquema biológico, se ha realizado la próxima
    etapa de la evolución; al hombre en quien ha tenido lugar la ruptura del modo limitado de ser del hombre, de la inclusión monádica; la fe ve en Jesús al hombre de quien no se excluyen la personalización y la socialización, sino que se ratifican; el hombre en el que se une la suprema unidad. Pablo hablaría del “cuerpo de Cristo”, más aún, de quienes “son uno en Cristo” y la suprema individualidad; la fe contempla en Jesús al hombre en quien la humanidad toca su futuro y se transforma extraordinariamente en sí misma, porque mediante él toca a Dios, participa de él y alcanza así su más auténtica posibilidad. Partiendo de ahí, la fe ve en Jesús el inicio del movimiento en el que la humanidad dispersada es introducida en el ser del único Adán, del único “cuerpo” del hombre futuro. En él ve la fe el movimiento que conduce al futuro del hombre en el que éste queda “socializado” , incorporado a lo único, pero de tal forma que el individuo no queda eliminado, sino que llega plenamente a sí mismo.”

    El P. Ratzinger con su admirado, según propia confesión, P. Rahner

    “No me parece difícil demostrar que la teología joánica apunta en la misma dirección. Recordemos la frase de Jn 12,32 a la que hemos aludido antes: “Cuando sea levantado de la tierra atraeré todo a mí” ; la frase explica el sentido de la muerte de Jesús en la cruz. Como quiera que la
    cruz es el centro de toda la teología joánica, la frase citada indica la dirección de todo el evangelio. El acontecimiento de la crucifixión aparece ahí como el evento de la apertura en que las mónadas humanas diseminadas entran en el abrazo de Jesucristo, en el espacio que abarcan
    sus brazos extendidos para llegar a la meta de la humanidad. Si esto es así, Cristo en cuanto hombre futuro no es el hombre para sí, sino el hombre esencialmente para los demás; en cuanto hombre totalmente abierto es el hombre del futuro; el hombre para sí, el hombre que quiere
    permanecer en sí mismo, es el hombre del pasado que debemos olvidar para continuar nuestro camino. Con otras palabras, el futuro del hombre consiste en “ser para”.. Fundamentalmente se confirma aquí una vez más el sentido de la doctrina de las tres Personas Divinas: la relación a la
    existencia dinámica actual que es esencialmente apertura en el movimiento entre el “de” y el “para”. Una vez más se presenta aquí Cristo como el hombre totalmente abierto en quien desaparecen los límites de la existencia, como el hombre que es “paso” (Pascua).”

    La cita es simplemente demencial.

    ¿Cuál es la razón de esta clamorosa omisión?

    Lino

El P. Ratzinger es juzgado en ambientes neoconservadores como un Tradicionalista apegado a la Santa Tradición de los Padres de la Iglesia y a la Misa Tridentina, que él restauraría mediante Motu Proprio en la liturgia conciliar al uso (él la llamó Misa de rito extraordinario, defendiendo la continuidad  de la liturgia de la Misa Nueva de 1969, con la liturgia tradicional, o la fundamental equivalencia de los dos ritos, el ordinario y el extraordinario) . Estas pretensiones no pasan de ser un “wishful  thinking” al que son tan adictos los actuales “Neocones”. Simplemente el repaso de sus obras, su influencia en el concilio como perito del modernista radicalizado cardenal Alfrink, y su misma carrera académica, que a continuación exponemos, desmienten tales fantasías intencionadas.

Curriculum académico de Ratzinger extraído de Wikipedia:

 

Carrera académica

El inicio de su vida académica no estuvo exento de disgustos. Su primer escrito de tesis sobre san Buenaventura le fue devuelto en 1954 con una severa crítica del profesor Michael Schmaus. Sus enfoques empezaban a romper esquemas tradicionales de la época, lo que le ocasionaba alguna incomprensión y dificultad.

Ratzinger ingresó como profesor en la Universidad de Bonn en 1959; su conferencia inaugural fue acerca de «el Dios de la fe y el Dios de la filosofía». En 1963 se fue a la Universidad de Münster, donde al dar su conferencia inaugural ya era bien conocido como teólogo. En el Concilio Vaticano II, sirvió como asesor teológico del cardenal Josef Frings de Colonia, y luego trabajó por defender el Concilio en sus distintos documentos, incluyendo Nostra Aetate, el documento que habla acerca del respeto hacia otras religiones y sobre el derecho a la libertad religiosa. Fue visto durante el tiempo del Concilio como un reformista convencido.

Ratzinger admitió que era admirador de Karl Rahner, un teólogo académico bien conocido por su «Nueva Teología», que estaba a favor de la reforma de la Iglesia y proponía nuevas ideas teológicas; pero, a pesar del acuerdo en muchos puntos y aspiraciones, Ratzinger se dio cuenta de que Rahner y él vivían, desde el punto de vista teológico «en dos planetas diferentes», como explica en el libro Mi vida (p. 126), pues la Teología de Rahner estaba caracterizada por la tradición escolástica de Suárez y de su nueva versión a la luz del idealismo alemán y de Heidegger, en la que las Escrituras y los Padres no jugaban un papel importante y en que la dimensión histórica era de escasa importancia. En cambio, la formación de Ratzinger estaba marcada por las Escrituras y por los Padres de la Iglesia, por un pensamiento esencialmente histórico.

En 1966 fue candidato a ocupar una vacante en teología dogmática en la Universidad de Tubinga, donde fue colega de Hans Küng, con quien años más tarde sostendría fuertes enfrentamientos. En 1968 escribió en su libro Introducción al Cristianismo que el papa tenía el deber de oír diferentes voces dentro de la Iglesia antes de tomar una decisión. También escribió que la Iglesia de ese tiempo estaba muy centralizada. Dichos párrafos no aparecieron en ediciones posteriores del libro, porque fueron malinterpretados por autores que utilizaron este texto para cuestionarlo.[cita requerida] Durante este tiempo, se distanció de la atmósfera de Tubinga y de los lineamientos marxistas del movimiento estudiantil de la década de los años 60, que en Alemania rápidamente se radicalizaron entre los años 1967 y 1968, culminando en una serie de disturbios en abril y mayo de 1968. En 1969 regresa a Baviera a la Universidad de Ratisbona (Regensburg), en un ambiente académico menos reformista.

En 1972, fundó la publicación teológica Communio junto con Hans Urs von BalthasarHenri de Lubac y otros. Communiohoy publicada en diecisiete idiomas (alemáninglés y español, entre otros), se ha convertido en una de las publicaciones católicas más influyentes del mundo.

2 replies »

  1. Mucho mas claro es el teilhardismo evolutivo de Ratzinger que el de Bergoglio. Jorge es deliberadamente desordenado en su pensamiento porque la lengua italiana no es su lengua madre (no pude evitar esta chanza en honor a los reinterpretadores bizantinos de la secta). Ratzinger es mas ordenado para expresar sus herejías 😂😂😂😂

    Creo que es ya insostenible el cuento de un pontifice verdadero y uno falso. Los falsos videntes y sus seguidores deberian empezar a dedicarse a otra cosa. Ratzinger aparece dando un espaldarazo a Bergoglio, y la herejia-disparate del papa Jano bifronte, explicada fielmente por Ganswein, es de cuño de Ratzinger a todas luces. No solo tendria que estar prisionero sino drogado con fuertes alcaloides para alucinar de esa forma. Señores resistentes ratzingerianos, dejad la teoria de lado. HACE decadas que no hay mas que falsos pontifices pero al menos antes venian de a uno!!

    Me gusta

  2. Hasta ahora y si no aparece uno peor es el sr. Ratzinger, cainita edomita de amalec, o judaico cabalista, de la maligna simiente del marahal de Praga, un hechicero, la bestia del Apocalipsis.

    Con la autoridad de Chiesa Viva y alto prelado Benedicto 16, es el patriarca fran-mason iluminati de la sinagoga de satana en funciones desde el año 2005. con su compañero jesuita y francmason Francisco para la obra de la hydra y su simiente. El comandante en jefe y Vicario de Satanás, Patriarca del Mundo, Pa-triarca de la Masonería, Supremo Pontífice de la Masonería Universal, Cabeza Suprema de la Orden de los Illuminati de Baviera.de la armada del anticristo, con sus doscientos millones de franc-masones. que le hacen la guerra al Cordero.

    Último aviso dado a La Iglesia.fiel y verdadera. año -2012. su último justo y santo.el P. Luigi Villa.

    https://moimunnanblog.files.wordpress.com/2016/05/apocalipsis-de-s-juan.pdf

    La Iglesia no puede decir que el Señor, no nos ha avisado, del tremendo Juicio de Dios que les espera. Gracias a la Iglesia Fiel, al Señor de la Vida.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s