ALL POSTS

LA MUJER Y LA BESTIA [Ap. 17]


image

[Publicado hace justamente un año]

LA MUJER Y LA BESTIA (Ap., cap. XVII)

UNA LECTURA

Fernando Roqué

Descargar documento PDF LA MUJER Y LA BESTIA (Ap., cap. XVII)
UNA LECTURA
“Y vino uno de los siete ángeles que tenían las siete copas, y habló conmigo, diciendo: <>. Y me llevó en espíritu a un desierto. Y vi una mujer sentada sobre una bestia roja escarlata, henchida de nombres de blasfemia, que tenía siete cabezas y diez cuernos” (XVII, 1-3).
De las 20 visiones que componen el Apocalipsis, ésta de la meretriz que sede o cabalga sobre una bestia, no es según confesión de los exegetas, de las que menos dificultades encierran precisamente. No obstante, a partir de mi convicción de que una ‘clave apocalíptica’ –en el sentido preciso del término- es indispensable para entender los sucesos de la hora presente y los próximos, cargados sin duda de graves significaciones no sólo históricas sino también teológicas, de la mano de comentarios exegéticos que gozan de autoridad, he intentado hacer un recorrido interpretativo de lo más saliente de la Visión, sin pretender –huelga decirlo- presentar ninguna novedosa exégesis, ni aun resolver sus muchas dificultades. En todo caso, tras mucho leer y releer el texto, cotejar distintas versiones e interpretaciones, y meditar largamente sobre la enigmática visión, he querido compartir en este blog mis modestas reflexiones, con la esperanza de que puedan servir al fin apuntado: arrojar algo de luz en esta hora dominada por una intensa y ominosa tiniebla.
Comienza pues este capítulo XVII con una descripción asaz enigmática y sorprendente, tanto que el propio profeta se maravilla y asombra.
Pero antes de ir a la visión, y aunque pueda parecer un detalle intrascendente, no está demás detenerse un instante en la circunstancia mencionada por San Juan: la de ser llevado a contemplarla a UN desierto (“…abstulit me in spiritu in desertum”, traduce la Vulgata). Ya de entrada la mención de esta circunstancia, nos previene acerca del carácter mismo de la Visión, como anticipando de algún modo su misterio; aunque no quizá en la dirección en que lo ve Fillion en su comentario -excelente por lo demás- cuando piensa que se trataría de un preanuncio de lo que va a suceder con la Gran Babilonia, a saber, su total destrucción, al punto de quedar convertida en un érêmos, un lugar despoblado y desolado. No parece pues que sea éste el caso, ni que designe ese lugar deshabitado y árido que aparece en diversos pasajes de las Sagradas Escrituras, como también a lo largo de la traditio patrística de los primeros siglos, como lugar apropiado para la ascesis, la oración y el encuentro con Dios, aunque en circunstancias muy variables por cierto. En todos estos casos, se trata de un ‘espacio’ donde, en medio a veces de intensos combates con el demonio, el alma del creyente puede alcanzar estados de elevación e iluminación singulares, señal clara de la presencia del Pneuma Santo.
Tampoco se parece a aquel ‘desierto’ al que es llevada la mujer vestida de sol, coronada con doce estrellas y la luna bajo sus pies, tras dar a luz un “hijo varón, el que ha de regir a todos los pueblos con vara de hierro…”; pues aquí parece tratarse de una suerte de ‘espacio’ místico, donde aquélla ha de ser precisamente ‘alimentada’ o preservada durante 1260 días de la furia del dragón (Ap. XII, 6).
Por el contrario, en el caso que estudiamos, estamos ante un sentido bien diferente de érêmos, como si se tratase de un ‘lugar’ situado en el ésjaton histórico, pero igualmente desolado por carecer por completo de aquellas aguas vivificantes del Espíritu, las “que brotan para la vida eterna”(Jn.IV, 14). Por otra parte, en el mismo sentido, esta ‘erémosis’ nos hace presente el nombre con que el Profeta Daniel anunció la última y extrema abominación: tò bdélygma tês erêmôseôs (abominatio desolationis, traduce la Vulgata). Justamente, erêmôsis (‘desolación’) proviene de érêmos.
Y yendo a la visión, para intentar alguna inteligencia de la misma, creo necesario colocarse -como dice acertadamente Castellani- en una perspectiva esjatológica; característica por lo demás de toda profecía acerca del fin de los tiempos, y por ende de todo el Apocalipsis. Por olvidar este principio muchos han caído en gruesos errores de interpretación, como ha sucedido por ej. a los epígonos de la escuela racionalista.
Por empezar, la figura de la meretriz siempre fue asociada por la inmensa mayoría de los intérpretes antiguos, como también muchos en la actualidad, a la Roma pagana, y se apoyan para decir esto, entre otras cosas, particularmente en la expresión metafórica del texto sagrado sobre el hecho de estar la mujer prostituida “ebria con la sangre de los santos y los mártires”. Creen ver aquí una clara referencia a la sangre derramada en las persecuciones de los primeros siglos por cuenta de los emperadores romanos. Pero, como muy bien advierte el P. Castellani, esto puede valer –y aun esto hasta cierto punto- sólo como typo de la profecía, la cual se cumple cabalmente en el antitypo. Y éste, por definición, no puede sino situarse en los días finales. Podríamos pues sintetizar de este modo la idea: la antigua Roma pagana sería un typo, o prefiguración histórica, de la meretriz magna, pero lo que constituye el verdadero objeto de la profecía es el antitypo, el que se nos describe en esta visión de la ramera sobre la bestia escarlata: y cuya cabal realización necesariamente ha de acontecer sobre el final de este “número del tiempo” (Santa Hildegarda).
Otros intérpretes, a partir de la visión que tuvieron algunos santos, según la cual un día habría de volver a imperar sobre el mundo una Roma neopagana, peor en sus abominaciones que la ciudad míticamente fundada por Rómulo y Remo, creen verla concretada históricamente hoy, y cabalmente representada en la prostituida mujer de marras. Coincidiendo con la exégesis de Fillion en este punto, tampoco veo acertada tal ‘lectura’, pues entre otros aspectos que quedan inexplicados, la profecía queda ‘vaciada’ -por así decir- en su propio contenido apocalíptico.
Más acertada parece, en cambio, la opinión del P. Castellani el cual comenta: “…la Mujer ramera y blasfema es la religión adulterada, ya formulada en Pseudoiglesia en el fin del siglo, prostituida a los poderes de este mundo, y asentada sobre el formidable poder político anticristiano…” (Com. Del Ap., p. 261). Por eso la mujer prostituida lleva sobre su frente la inscripción ‘MISTERIO’; y es lo que, en mi parecer, asombra tanto al Profeta.
Otros en fin, comparten en líneas generales esta opinión, sólo que aplican de lleno tales pronósticos como acontecidos en el presente con lo que sucede en la iglesia romana desde la muerte de Pío XII, a saber, la apostasía manifiesta del conjunto de su jerarquía. Optan pues por interpretar la figura de la mujer prostituta, como referida a la actual falsa iglesia instalada en Roma desde Roncalli (Juan XXIII), hasta el presente.
A la verdad, difícil resulta no coincidir con esta lectura, por la indudable parte de verdad que encierra. No obstante, con resultar en esta interpretación coherentemente resaltado el aspecto más importante del ‘perfil’ de la ramera, su sustancial perversión consistente en servir a los interés del mundo en lugar de servir a Dios, en la descripción que el texto hace de ésta pareciera haber demasiados detalles que no ‘cierran’ enteramente con tal identificación. Y menos aún cuando se describen con pormenor los rasgos de la otra figura que aparece como contracara de la mujer: la Gran Babilonia. En efecto, a poco que se lea atentamente no sólo el capítulo XVII sino también el XVIII –que describe la caída de la Gran Ciudad-, se advierte que hay detalles importantes que no concuerdan en todo con dicha interpretación. Dicho brevemente, la misma resultaría parcialmente verdadera. A modo de ejemplo, refiere el texto “Y la mujer andaba vestida de púrpura y escarlata y ricamente engalanada con oro y piedras preciosas y perlas…” Esta descripción pareciera ajustarse más a las galas de la civilización o reino temporal al cual sirve la nueva religión y la falsa iglesia. Según Castellani esto es justamente lo que se significa en la Escritura con la expresión ‘prostitución’: poner la religión al servicio de la política, de la ‘potentia saecularis’. Por lo tanto, algo se pone en claro aquí: está aquella que se prostituye, la religión adulterada e idolátrica, pero también la beneficiaria de tal prostitución, que no es otra que la Babilonia-Civilización. Además, dice el texto que la ramera “está sentada sobre muchas aguas.”, metáfora explicada más adelante por el Ángel al profeta: “Las aguas que viste, donde está asentada la ramera, son pueblos, y muchedumbres, y naciones, y lenguas.” (XVII, 15). Este otro rasgo no parece sino corroborar lo expresado por el anterior, incluso con más claridad. Y si a estos rasgos unimos aquellos otros en que se refieren, con inusitado pormenor, las características del tráfico de mercancías y toda clase de bienes con los comerciantes y mercaderes del mundo entero, llegamos a la conclusión inevitable de que en la Visión se nos describen dos realidades, claro que íntimamente entrelazadas. En otras palabras, nos encontramos en el texto sagrado con una figura simbólica bifronte, que engloba tanto los lapsos finales de la katábasis en el orden político y cultural, como la abominación desoladora en el orden espiritual y religioso.
Recapitulando:
Ante todo, creo necesario no caer en el error de querer identificar a toda costa a la Gran Babilonia que menciona el texto sagrado, con la actual Roma, interpretación en la que coinciden la inmensa mayoría de los comentadores, aun cuando puedan diferir grandemente en su hermenéutica en todo lo demás. Pienso más bien, que la elección de Babilonia como imagen, entre muchas otras posibles, con todas las connotaciones que la misma encierra en el marco de la historia de la elección divina en la Antigua Alianza, como simbólicamente contrapuesta a la Ciudad Santa, Jerusalén, nos remite a lo que en nuestros días podemos identificar como construcción del hombre, en todo opuesta a la Ciudad de Dios, en términos agustinianos. Así pues, la ‘Ciudad’ que se nos quiere describir no sería en realidad una urbe en particular, ni siquiera como paradigma, sino el totum constituido por esta Civilización prometeica y titánica nacida en Occidente hace ya siglos, y hoy en día transformada en vasto Imperio extendido por todo el orbe, con una inmensa estructura de poder político y económico, y que exhibe recursos financieros y tecnológicos que parecen inagotables. En otros términos, hacemos referencia a este Imperio plutocrático y tecnocrático de dimensiones globales, que abarca a los pueblos y naciones del orbe entero, con sus inmensas urbes que parecen otras tantas torres de Babel, tanto en Oriente como en Occidente. Así se entiende la explicación del Ángel: “Las aguas que viste, donde está asentada la ramera, son pueblos, y muchedumbres, y naciones, y lenguas.”
No obstante, lo que hace a esta Gran Babilonia –o Babilonia Civilización- merecer el reproche y el castigo divinos, es no sólo el contener en su seno todas las abominaciones imaginables, empezando por la idolatría, con la que ha contaminado a todo el orbe –como lo testimonia la vigorosa expresión “se embriagaron los habitantes de la tierra con el vino de su fornicación” -sino el aparecer de algún modo como usurpando títulos y honores debidos a la Civilización cristiana, edificada sobre la Fe de Cristo, sostenida por la Iglesia, Viviente y Mística Esposa del Señor, fundada a su vez sobre la inconmovible roca de Pedro. Por el contrario, esta civilización que ha pretendido pasar por cristiana, se viene edificando sobre la secular apostasía de las naciones, hasta culminar en nuestros días con la Gran Apostasía acontecida en el seno mismo de la Iglesia. (Viene a la mente aquí lo anunciado por la Sma. Virgen en la Salette: “Roma perderá la Fe, y se convertirá en la Sede del Anticristo”). De manera tal, que al presente vemos sustituida la verdadera religión por una ‘versión’ adulterada, idolátrica y sacrílega de la misma, y la verdadera Iglesia, la Casta Esposa, por una falsa esposa, adúltera ella, conducida por lobos disfrazados de cordero.
Sintetizando, por un lado en el orden político tenemos ante nuestros ojos el despliegue de un vasto imperio plutocrático, que ha alcanzado en nuestros días toda la vastedad del orbe, fundado en el poder inherente a las ‘mammona iniquitatis’ (las riquezas de iniquidad), montado sobre la falacia de los sistemas democráticos, verdadero timo histórico llevado a cabo sobre la ignorancia y la ingenuidad de los pueblos, todo lo cual constituye la más absoluta impostura política. Aquí ‘cierra’ la figura de Babilonia la Grande.
Y por otro lado, en el orden religioso, estamos en presencia del máximo engaño, apenas imaginable, consistente en la sustitución de la verdadera religión por una religión radicalmente adulterada, idolátrica -pues está abocada al culto del hombre; y junto a ella, corporizando institucionalmente tal religión, una pseudo iglesia con su cabeza y su jerarquía ´bendiciendo´ desde Roma todas las abominaciones posibles. Y aquí ‘cierra’ la figura de la Meretrix Magna que dice la Vulgata, simbolizando la máxima impostura religiosa que había de acontecer por imperio de la gran apostasía.
Otro rasgo que amplía esta perspectiva es, a mi modo de ver, lo que el texto sagrado dice a continuación, a saber, que la meretriz sede sobre siete montes, que son otras tantas cabezas que forman parte del cuerpo de la bestia, como el Ángel le revela a Juan. Pues bien, la exégesis corriente, casi unánime diría, es que aquí se alude a las siete colinas sobre las que fue fundada la imperial Ciudad, de donde se infiere obviamente que la mujer en cuestión no es sino la Roma pagana, como pensaban -según ya vimos- casi todos los exegetas antiguos, o la actual Roma apóstata, sede de la pseudo iglesia que eclipsa a la verdadera Esposa de Crísto.
Pero por un lado, he aquí que la mención, aunque sea elíptica, a las tangibles colinas romanas, introduciría una suerte de hiato en la secuencia simbólica de la visión. Y por otro lado, poniendo atención a las palabras del texto, podemos encontrar una corroboración respecto de que las cabezas-montes NO son las colinas sobre las que se asienta Roma. En efecto, la palabra empleada para designar las alturas sobre las que sede la prostituta es: tò ‘óros (plur. órê), que significa monte o montaña (lat. mons), que no cuadra con las pequeñas elevaciones que son las siete colinas romanas. Si se hubiera querido referir a éstas, el autor sagrado tenía a mano dos vocablos más indicados para designarlas con propiedad: ‘o kolônós y también ‘ê kolône, ambas significando más precisamente: ‘colina de poca altura’, o pequeña elevación del terreno (aprox. 50 mts.); con lo cual la alusión a las colinas capitolinas habría sido indudable.
Ahora bien, desechada esta interpretación, saber a qué se refiere el texto cuando dice que la mujer sede sobre siete montes, no resulta nada fácil. Sin embargo, un pasaje de Scivias, de Santa Hildegarda, viene en nuestra ayuda, entreabriéndonos tal vez el sentido oculto de la Visión. En efecto, en dicha obra, en oportunidad de describir tiempos y circunstancias relacionados con el ‘hijo de la perdición’ –como llama al Anticristo- entre las imágenes y símbolos usados, la Santa Abadesa hace uso de la figura de bestias y también cimas. Expresa pues: “También allí en Occidente, frente a las bestias, preséntase como una montaña que tiene cinco puntas [o cimas], porque en aquello mismos decursos temporales, el poder se dispondrá según carnales concupiscencias, según se muestra en la expresión de esas cinco elevaciones, de modo que de la boca de cada bestia se extiende una cuerda hasta cada una de esas puntas. Y porque desde el comienzo de aquellos tiempos se orientará la condición de cada momento según el ejercicio de cada poder, es decir de cada altura, todas las cuerdas son de color negruzco, excepto aquella cuerda que se extiende desde la boca del lobo, la cual parece en parte negra en parte blanca, ya que esos detalles corresponden a la cambiante contumacia del placer en los hombres” (Sciv.,IIIa parte Lib. XI).
Para mejor aclarar el sentido de estas imágenes en relación con el pasaje del Apocalipsis que estamos comentando, agrego la glosa del Dr. Disandro, pues me parece muy esclarecedora. Dice: “Luego las cinco cimas, que configuran poderes intramundanos: ellos impulsan la historia hacia su misteriosa consumación, y de modo sustancial prolongan el deterioro de la ktisis, que comienza con la rebelión angélica” (…) “Podríamos pensar en un movimiento espiraloide que nos conduce, de concentración en concentración (bestias y cúspides) a la sincronía del lobo, o sea, la devastación, la ruina, la ferocidad de la depredación en la Iglesia y en el Imperio (falsos carismas y falsos poderes que insumen todo el orbe). Este lobo es pues la contraparte inequívoca del Pastor Bonus.”
Y bien, a mi modo de ver, podríamos usar esta misma clave interpretativa en el texto sagrado que consideramos, y ‘leer’ en esos siete ‘montes’ sobre los que se asienta la mujer prostituida, otras tantas cúspides que marcan el progreso del Misterio de Iniquidad, en el marco de ese “último número del tiempo” del que habla Santa Hildegarda. Creo que a partir de ahí podemos entender mejor la doble referencia: los siete montes sobre los que se asienta la mujer, a la vez son cabezas que forman parte del cuerpo de la bestia.
Con todo, sin que se oponga en nada a la lectura precedente, y que sería su sentido último o ‘caché’ -como dicen los exegetas franceses- podemos apuntar aún otro sentido, de alcance sincrónico, aunque sin dejar de ser simbólico. En efecto, los siete montes muy bien podrían designar otras tantas urbes principales de ese imperio plutocrático que he mencionado, es decir capitales de esta moderna civilización babilónica, sedicente cristiana, que constituye el antitypo profético de aquella otra, la histórica Babilonia-Roma (Ciudad y Civilización a la vez). [A propósito de las siete cabezas que tiene la bestia, no está de más recordar que capital viene del latín ‘caput’, cabeza]. Aquí veo incluida, por cierto, a la actual Roma, con el Vaticano en su centro, como una de esas cabezas que el texto describe como formando parte de la bestia. Así pues tendríamos, en este brevísimo trazo, señalada la imbricación de la meretriz y la bestia que ella monta, como si el objetivo último de la mujer fuese el triunfo de la bestia, aun cuando termine por ser destruida y devastada por esta misma y sus diez cuernos-reyes.
En efecto, a favor de esta lectura tenemos hoy la evidencia de que tales urbes, a despecho de pertenecer al mundo ‘occidental’ y capitalista, y por ello muchos desprevenidos o engañados presumir que están en pugna con el imperio rojo del Este, constituyen en realidad poderosos centros financieros y de decisión política, que trabajan de consuno para el triunfo de la Revolución mundial, expresión histórica de la bestia cuyo último y más satánico engendro es el marxismo-leninismo. Reitero pues lo dicho poco antes: de esto nos estaría advirtiendo la visión, muy sintética y enigmáticamente por cierto, pero no obstante con suficiente fuerza expresiva, pues los ‘montes’ sobre los que está asentada la mujer, ¡forman parte del cuerpo de la bestia!
Prosiguiendo, poco más adelante el texto nos dice que los diez cuernos (reinos temporales) que forman también parte de la bestia, habrán de despojar y desnudar a la mujer por completo, con lo que se da a entender el fin de esta Babilonia-Civilización, otrora Civilización cristiana, que ha traicionado, con traición irredimible, sus raíces en la Cristiandad europea, creación sin igual del genio político y jurídico romano, unido y coronado por el orden de la Fe y la Gracia de Cristo Señor. Por eso dice el texto sagrado que Dios permitirá, en sus justos juicios, que la bestia y sus diez reyes vasallos destruyan la Gran Ciudad.
Y a propósito de la anunciada destrucción, éste me parece uno de los datos más claros: el texto habla de una destrucción física, más aún especifica “por el fuego”, de la Gran Ciudad, aunque de acuerdo a lo que hemos explicado, muy bien podría tratarse no de una sino de al menos dos grandes metrópolis de Occidente, por ej. Nueva York y Roma, por la significación moral y simbólica de ambas en el orden político y religioso respectivamente. Aunque no se pueden excluir otras posibles. Por otra parte, la indicación repetida de que tal devastación por el fuego será en “una hora”, nos está diciendo a las claras que sucederá por medio de armas nucleares.
Por lo demás, que tal destrucción y aniquilamiento correrá por cuenta de la bestia y sus diez reyes vasallos, el propio texto lo dice con claridad. Ahora, en cuanto a identificar a éstos entre los muchos actores que juegan en el ‘tablero’ mundial en la actualidad, creo que tampoco resulta muy difícil la pesquisa, pues si identificamos al Imperio plutócrata y corrompido de Occidente con la mujer prostituida, los otros actores posibles sólo pueden estar entre los que forman parte del imperio rojo del Este. ¡Más todavía cuando la bestia es descripta como de color rojo escarlata!
Pero con ser estos elementos de juicio lo suficientemente luminosos, podemos obtener un grado de claridad aún mayor al respecto, en base a una traditio exegética que se remonta a los primeros siglos patrísticos y que llega hasta nuestros días, según la cual Occidente, en los tiempos finales, iba a ser vencido y dominado por las potencias procedentes del Levante. Así lo veía San Agustín, por ej, el cual sigue sobre el punto la exégesis de su maestro Lactancio, a quien admiraba, entre otras razones, justamente por su luz profética.
Por otra parte, creo que los sucesos que se desarrollan dramática y vertiginosamente ante nuestros ojos, permiten presumir que el tiempo está ya maduro para que se dé cumplimiento a los decretos divinos, y veamos derrumbarse en un instante todo el inmenso poderío del Imperio, para dar paso al dominio, peor aún, de la Bestia Roja en toda la redondez de la tierra.
Entretanto, en el lapso histórico que vivimos, la mujer y la bestia actúan secretamente de consuno, lo que se deduce del hecho de que la mujer tiene la conducción, las riendas, por así decir, y la bestia depende, en cierto modo, del poder que obra en manos de la mujer. Pero una vez afianzada la bestia en sus propias fuerzas (entiéndase su capacidad política, financiera y militar), habrá de volverse contra quien la monta y aniquilarla, como instrumento que es del castigo que Dios tiene preparado para quien estaba llamada a ser portadora de la luz y la verdad de Cristo, y sin embargo terminó cayendo en la abominación y en la idolatría.
Y con respecto a la mención de la ebriedad de la prostituta, por efecto “del vino que es la sangre de los santos y mártires”, es más que corriente la interpretación, particularmente entre los antiguos, en el sentido -como dije más arriba- de las persecuciones sufridas por los cristianos de los tres primeros siglos, a manos del Imperio romano. Más coherente parece la exégesis de Castellani, que dice: “La Mujer Perdida se glorifica a sí misma ahora, con la sangre de los mártires y las loas de los Santos; se ufana y emborracha con ellas. Exactamente como dijo Cristo a los judíos: . La religión adulterada hace gala de la fama de los antiguos santos muertos; y persigue a los santos vivos.”
Cabe empero otra ‘lectura’ un tanto diferente; aunque lejos de oponerse a la del P. Castellani, en todo caso constituye otro aspecto de la misma. Efectivamente, creo que aquí se hace alusión, más bien, a la ya secular usurpación del nombre cristiano por parte de la moderna civilización occidental, nombre por el que dieron su testimonio de vida y de sangre los santos y los mártires. En otras palabras, con una metáfora audaz, el profeta nos quiere decir que al hacerse pasar por cristiana, esta civilización, que en su camino de apostasía ha llegado al punto de albergar en su seno lo más abyecto y contrario al nombre cristiano, no sólo alcanza el colmo en su engaño a los pueblos, sino que también provoca el que dicho nombre sea aborrecido por muchos; lo que en cierta manera torna estéril ante las gentes el testimonio de los santos y de los mártires.
Y sobre el final de este comentario, oportuno es inquirir sobre la otra figura que compone el cuadro de la Visión: ¿Qué representa la bestia de color rojo escarlata, sobre la que sede la Gran Meretriz? Lo primero que llama la atención es que, a semejanza de la Bestia del mar descripta en el Cap. XIII., su aspecto no se corresponde con ningún ser conocido del orden natural, sino que su mismo tenebroso aspecto pareciera manifestar de por sí su pertenencia al orden preternatural-abisal.
Pues bien, sin desconocer que la figura de la bestia pueda entrañar distintos significados, congruentes todos con la presencia creciente del Maligno en el mundo, me parece ver representada en ella, a modo de síntesis de todos aquéllos, a la Revolución mundial. Ahora bien, inspirada ab initio por el espíritu del Anticristo, podríamos decir -sin pretender ser exhaustivos en la definición- que esta Revolución constituye en cierto sentido la suma de los esfuerzos del ‘príncipe de este mundo’ por construir un falso orden en todo contrario al orden cristiano; o si se quiere, la síntesis histórica final de aquéllos. En este sentido, dicha Revolución, tras sucesivas etapas y adoptando los más diversos rostros a lo largo de la historia, se nos muestra hoy en la cúspide de su ascenso por medio de esta novísima construcción que representa la confluencia de los opuestos, coaligados hoy por decisión estratégica de la alta cúpula sinárquica, para dar paso finalmente a la resolución de las antítesis, que será la obra maestra del Anticristo.
Entretanto, lo que presenciamos hoy, en medio de un caos controlado, es una suerte de inversión de los roles en el marco de los enfrentamientos globales, de modo que los que hasta pocos años parecían ser los enemigos del mundo libre, ¡hoy aparecen como los únicos capaces de ‘salvar’ a la humanidad de las garras implacables del Occidente liberal y capitalista! Todo un espejismo para que los pueblos saluden alborozados el avance de los ejércitos del Este, que sin duda llevarán a la victoria las banderas rojas con la hoz y el martillo; sólo que cuidadosamente solapadas bajo otras insignias. Habrá que estar muy alertas y no llamarse a engaño, pues el conocido anuncio de la Virgen en Fátima, de una Rusia esparciendo sus errores por todo el mundo, no asumirá las características de un triunfo del comunismo con la modalidad del régimen brutal implementado en la era soviética, o como una copia a escala global del que sobrevive en China o Corea del Norte, Antes bien, la etapa final de la Revolución, el modelo para todo el imperio planetario, se parecerá más a la variante de la ‘revolución socialista’, con sus doradas promesas de paz y bienestar, previa ‘eliminación’ del ‘cáncer’ liberal-capitalista. No hace falta decir, que se trata de la misma ideología bolchevique, sólo que convenientemente modulada en cuanto a sus formas pero intacta en su esencia.
Por eso se hace mención de la bestia como “recubierta o henchida de nombres de blasfemia”; es decir que a diferencia de la meretriz, que antes de prostituirse, nació mujer, la bestia bermeja aparece justamente en su horrenda figura como un ser intrínsecamente perverso.
También es para destacar aquí la explicación que da el Ángel del sentido de las cabezas de la bestia. En efecto, dice el Ángel de la Revelación, que así como las cabezas de la bestia son ‘montes’ –ya hemos hablado de ello-, también son siete basiléis, siete reyes, de los cuales cinco cayeron, uno está y otro está por venir, aunque durará poco. Pero –y he aquí donde se nos advierte que es necesaria la inteligencia, esto es, el discernimiento del espíritu- después de estos siete vendrá uno que es el octavo, pero que sin embargo ¡es uno de los siete! Y éste es el que reaparece, EL QUE SUBE DEL ABISMO, la propia bestia. Fillion cree ver en estas cabezas, no reyes sino imperios. Y no le falta razón, aunque por carecer de la perspectiva histórica completa que hoy tenemos (el comentario bíblico de Fillion data de la última década del siglo 19), el exégeta francés no incluye obviamente entre esos imperios el último y más perverso de todos: el Imperio de Lenin, Stalin y sucesores hasta hoy, que es el que da su último impulso a la Revolución mundial.
Es altamente significativo el que Nuestra Señora en Fátima haya dicho que Rusia extendería sus errores por todo el mundo (no dijo, pues, el comunismo, ¡como previniéndonos del novísimo engaño!), si no era consagrada a su Inmaculado Corazón, causa eficiente de su conversión. La consagración, tal como la pidió la Madre de Dios, aún espera; la conversión de Rusia, también.
Ahora bien, más específicamente, la Revolución mundial podríamos decir, desde cierto ángulo, que es una síntesis aún mayor, en la que también entrará a formar parte esencial la unidad religiosa; esto es, un sincretismo ideológico, político y religioso con rostro que se pretenderá más ‘humano’, pero que no obstante ocultará mal el odio homicida de su inspirador y padre, el ángel exterminador o Ángel del Abismo.
Pues bien, repasando las principales piezas del rompecabezas, tendríamos que tras la etapa de contubernio y cooperación estrecha entre la mujer y la bestia, signada por la tectónica sinárquica de la Tercera Guerra mundial –que podríamos identificar con el momento presente-, aquélla junto con sus diez ‘cuernos’, conocidos como “los reyes del Anticristo” (Cf. el mensaje dado por la Sma. Virgen a Melanie, vidente de La Salette), destruirá el poderío de la ramera en “una hora” -mediante el empleo de armas atómicas, se entiende- para constituirse como único Imperio en toda la extensión de la tierra. Luego, como el mismo texto lo refiere, esos diez ‘reyes’ habrán de entregar su poder y autoridad a la Bestia propiamente dicha. Aquí pues, nos encontramos con la otra versión de la Bestia, la descripta en el cap. XIII, la que surge del mar, según lo ve el profeta Juan, y que no es otro que el Anticristo personal, el Ánomos que dice San Pablo (IIa. Tes. II, 6-7). Así pues, éste alcanzará su triunfo y apoteosis personal, de la mano de la Revolución mundial -en el sentido explicado- a la que por su parte el Inicuo llevará a su plenitud final. Ni hace falta decir que tal triunfo y tal plenitud, pueden leerse sin recelo alguno, como la culminación histórica del Misterio de Iniquidad.


“Y vi abierto el cielo, y he aquí un caballo blanco, y el que sobre él montaba era llamado Fiel y Verdadero, y con justicia juzga y hace guerra. Eran sus ojos como llama de fuego, y sobre su cabeza llevaba muchas diademas y tenía un nombre escrito, que nadie sabe sino él; e iba envuelto en un manto salpicado de sangre, y es llamado por nombre el Verbo de Dios. Y las huestes que hay en el cielo le seguían montados en caballos blancos y vestidos de finísimo lino blanco, nítido. Y de su boca de él sale una espada aguda con que herir a las gentes, y él las regirá con vara de hierro, y él pisa el lagar dl vino del furor de la cólera del Dios omnipotente. Y sobre su manto y sobre su muslo lleva escrito un nombre: Rey de reyes y Señor de señores” (Ap. XIX, 11-16).

SANCTA DEI GENITRIX, ORA PRO NOBIS
Fernando Roqué
Febrero 23 del 2016
t

Anuncios

Categorías:ALL POSTS, Apocalipsis

Tagged as: ,

13 replies »

  1. Nos ayuda el Señor cuando los hace responsables de toda la sangre derramada desde Abel. Ese misterio de esa ramera es desde el inicio y continúa luego del diluvio, y son los responsables del DEICIDIO, de los primero martires como el Padre de san Juan Bautista, que servía en el templo, y de san Juan Bautista, el mayor profeta de todos los tiempos, de san Esteban y de todos sus apóstoles y martires fieles al Señor, y como es una madre inmunda tiene hijas, y es el último intento de satanas, el adversario, significa su nombre, aunque le dicen el unico dios y señor que los ilumina, de tener un gobierno mundial sostenido por un culto mundial anticristico.
    Esa ramera de misterios un día dijo, que quiere que sea el papa de la católica el que los lleve a ese mundo de de pax y seguridad de los cementerios infernales, con todos los dioses permitidos que no son dioses, MENOS el de la teología pura y santa al que deben renunciar para poder ser ascendidos a la cumbre que los lleva directamente al infierno.
    Esa gente es la que piensan que les dara un mesias.hijo de hombre y de inmunda mujer,hijo sí, del diablo, porque hasta en eso satanas respeta al Señor ´porque conoce y sabe que nuestro Señor, es Dios, Hijo de Dios y de María santisima. Benditos sean.
    Gracias Fernando Roqué.

    Me gusta

  2. En la última cita del Padre Castellani, falta el texto en el que Cristo reprocha a los judíos: “Vuestros padres mataron a los Profetas, y vosotros les levantáis monumentos, y os ufanáis con sus nombre, diciendo: si hubiéramos vivido entonces, no hubiésemos matado a los Profetas; y ahora estáis fraguando dar muerte al último y mayor de todos los Profetas.”

    Me gusta

  3. En efecto, los siete montes muy bien podrían designar otras tantas urbes principales de ese imperio plutocrático que he mencionado, es decir capitales de esta moderna civilización babilónica, sedicente cristiana, que constituye el antitypo profético de aquella otra, la histórica Babilonia-Roma (Ciudad y Civilización a la vez). [A propósito de las siete cabezas que tiene la bestia, no está de más recordar que capital viene del latín ‘caput’, cabeza

    ¿Quienes son?: El Grupo de los Siete (G-7), es una organización internacional que nace como consecuencia de una ruptura en la economía internacional y se establece para facilitar la cooperación económica entre sus miembros que son los principales países industrializados: Canadá, Francia, Alemania, Gran Bretaña, Italia, Japón y Estados Unidos.

    Aquí veo incluida, por cierto, a la actual Roma, con el Vaticano en su centro, como una de esas cabezas que el texto describe como formando parte de la bestia.

    Y si que lo está formando parte de la cabeza del G7 y siendo su apoyo “espiritual” la mujer que cabalga sobre la Bestia.

    El misterio está revelado con claridad meridiana

    11Y la bestia que era y no es, es el octavo rey, y es uno de los siete y va a la destrucción. 12Y los diez cuernos que viste son diez reyes que todavía no han recibido reino, pero que por una hora reciben autoridad como reyes con la bestia

    (Como el octavo sería uno de los 7. Son siete o son 8, pues la prensa lo dijo exactamente igual, el Grupo de los 7 mas Rusia, o el grupo de los 7 + 1

    Ver en Wikipedia

    Grupo de los Siete+Rusia

    En junio de 1997, en Denver (Colorado), Estados Unidos, ocurrió la reunión de líderes bautizada como “Cumbre de los Ocho” pues Rusia asistía por primera vez en calidad de socio y no como observador, como venía haciendo hasta entonces, aunque tampoco como miembro de pleno derecho. Rusia, a pesar de pertenecer al grupo, ha estado durante todos estos años marginada en el debate de los temas económicos y financieros del G8, al no pertenecer aún a la Organización Mundial del Comercio (OMC) por sus discrepancias con Estados Unidos, único país con el que Rusia aún no ha concluido las negociaciones comerciales bilaterales para acceder a la organización multilateral, integrada por 149 países.

    A partir de 1998, con la integración de Rusia, se denominó G-7+Rusia o G-7+1.

    Así pues tendríamos, en este brevísimo trazo, señalada la imbricación de la meretriz y la bestia que ella monta, como si el objetivo último de la mujer fuese el triunfo de la bestia, aun cuando termine por ser destruida y devastada por esta misma y sus diez cuernos-reyes.

    Los 10 parecen ser un grupo de naciones coaligados por intereses económicos, el FMI
    El Grupo de los Diez o G10 se refiere al grupo de países que accedieron participar en el Acuerdo General de Préstamos (GAB). El GAB fue establecido en 1962, cuando los gobiernos de ocho países miembros del Fondo Monetario Internacional (FMI) —Bélgica, Canadá, Francia, Italia, Japón, los Países Bajos, el Reino Unido y los Estados Unidos— y los bancos centrales de otros dos , Alemania y Suecia, accedieron a aportar más recursos para aumentar la cantidad de dinero disponible para los préstamos del FMI (incluso bajo ciertas circunstancias a países que no son miembros del grupo). DESDE SU FUNDACIÓN, ESTA ORGANIZACIÓN HA PROPUESTO E IMPLEMENTADO MUCHOS CAMBIOS EN EL SISTEMA MONETARIO INTERNACIONAL. El GAB fue fortalecido en 1964 por la asociación de Suiza, quien entonces no era miembro del Fondo, pero el nombre del G10 permaneció igual (G7 + Bélgica, Países Bajos, Suecia y Suiza). ¿Estarán señaladas entre estas naciones los reyes que odiando a la Ramera DEJARÁN DESOLADA? O de entre las naciones islamista sunita, que quieren extender el Califato a todo el mundo con la ayuda de: por supuesto el G7

    La religión adulterada hace gala de la fama de los antiguos santos muertos; y persigue a los santos vivos.”
    Cabe empero otra ‘lectura’ un tanto diferente; aunque lejos de oponerse a la del P. Castellani, en todo caso constituye otro aspecto de la misma. Efectivamente, creo que aquí se hace alusión, más bien, a la ya secular usurpación del nombre cristiano por parte de la moderna civilización occidental, nombre por el que dieron su testimonio de vida y de sangre los santos y los mártires. En otras palabras, con una metáfora audaz, el profeta nos quiere decir que al hacerse pasar por cristiana, esta civilización, que en su camino de apostasía ha llegado al punto de albergar en su seno lo más abyecto y contrario al nombre cristiano, no sólo alcanza el colmo en su engaño a los pueblos, sino que también provoca el que dicho nombre sea aborrecido por muchos; lo que en cierta manera torna estéril ante las gentes el testimonio de los santos y de los mártires.

    Esto lo podemos ver también como la traición de los supuestos sucesores de Pedro a los perseguidos en los regímenes comunistas, como China, Cuba, Bolivia, por mencionar algunos, países que han sido visitados y aún elogiados por su “respeto a los derechos humanos”, estando todavía en la cárcel y siendo torturados muchos a causa de su fe En Nuestro Señor, y aún por su fe en cualquier religión.

    Entretanto, lo que presenciamos hoy, en medio de un caos controlado, es una suerte de inversión de los roles en el marco de los enfrentamientos globales, de modo que los que hasta pocos años parecían ser los enemigos del mundo libre, ¡hoy aparecen como los únicos capaces de ‘salvar’ a la humanidad de las garras implacables del Occidente liberal y capitalista!

    Pero hay uno del que no se ha percatado el mundo que ha virado totalmente su timón hacia la izquierda y YA NO ES MÁS EL OCCIDENTE LIBERAL Y CAPITALISTA, sino que dirigido por los mismos que hicieron posible el Triunfo del Comunismo en Rusia (no olvidemos que esa revolución se sustentó desde Nueva York por los banqueros) ahora han decidido que la capital del comunismo cambie de sede, y dando realce a la Bestia Bermeja asuma el roll de la Antigua Unión soviética, aquella que fuera la capital del occidente liberal y capitalista, es a través de esta nación y su inmenso poderío que se pretende implantar el Comunismo sobre todas las naciones de la Tierra, y sobre sus habitantes la marca de la bestia, con el Apoyo Irrestricto del Falso profeta, quien la visitó en sept. pasado, el cual no solo no alude a sus crímenes ni denuncia sus tretas, sino que manifiesta su total adhesión a la agenda perpetrada por estos, y cuyo presidente parece resumir en si, al Rey despreciable, maestro en intrigas que recién llegando al poder, lanza blasfemias contra Dios y sus Santos, quien ha creado y armado un ejército despiadado que decapita cristianos y les despoja de sus bienes, y quien con engaños manifestándose cristiano al principio, después de blasfemar de Nuestro Señor y sus Santos se ha dedicado a prohibir hasta mencionar el Nombre de Jesús, desde el Kínder hasta la Universidad, haciendo guerra contra la Navidad y todo lo que tenga sabor y olor a cristiano, expropiando por la fuerza las tierras a los granjeros, desalentando la creación de empresas, que no sean para la guerra, y promoviendo por otro lado el islamismo, la homosexualidad desde kínder y en todo apoyado por la ONU, y el G7 pretende la invasión musulmana de todo el occidente cristiano, imponiendo no solo el comunismo salvaje de Lenin, y la ley Sharia, no solo en el país más poderoso de la tierra, (al cual no pertenece y manifiesta aborrecer), sino sobre toda la UE, así como la adoración de Lucifer como hemos visto azorados el año pasado.

    Y este ejerce su poder en total acuerdo con el G7, (sin Rusia a causa de Crimea y ahora Siria) y específicamente con la ONU, de la que pretende al final de su mandato, llegar a ocupar la secretaría general, para llevar a cabo su proyecto sobre todas las naciones.

    la Revolución mundial podríamos decir, desde cierto ángulo, que es una síntesis aún mayor, en la que también entrará a formar parte esencial la unidad religiosa; esto es, un sincretismo ideológico, político y religioso con rostro que se pretenderá más ‘humano’, pero que no obstante ocultará mal el odio homicida de su inspirador y padre, el ángel exterminador o Ángel del Abismo.

    Esta Revolución mundial, con rostro “mas humano” está siendo llevada a cabo directamente por el Vaticano, silenciando los horrores perpetrados contra la civilización cristiana y promoviendo su agenda como un bien para LA HUMANIDAD, engañando a todos incluso promocionando la marca de la bestia como bendición de Dios.

    Y a propósito de la anunciada destrucción, éste me parece uno de los datos más claros: el texto habla de una destrucción física, más aún especifica “por el fuego”, de la Gran Ciudad, aunque de acuerdo a lo que hemos explicado, muy bien podría tratarse no de una sino de al menos dos grandes metrópolis de Occidente, por ej. Nueva York y Roma, por la significación moral y simbólica de ambas en el orden político y religioso respectivamente. Aunque no se pueden excluir otras posibles. Por otra parte, la indicación repetida de que tal devastación por el fuego será en “una hora”, nos está diciendo a las claras que sucederá por medio de armas nucleares.

    En la conflragración global, en que vemos consternados en Oriente Medio, y en la que Rusia y China toman posiciones antagónicas contra Occidente, (asusados por los mismos que crearon las 2 primeras guerras mundiales) podemos vislumbrar quien dejará sentada en la oscuridad y desolada a la Misteriosa Babilonia quien en una hora quedará destruida y será invadida por sus enemigos, a cuya vista los mercaderes quedarán asombrados.

    Tú, la que moras entre muchas aguas, rica en tesoros, ha venido tu fin, la medida de tu codicia.
    He aquí yo estoy contra ti, oh monte destruidor, dice Jehová, que destruiste toda la tierra; y extenderé mi mano contra ti, y te haré rodar de las peñas, y te reduciré a monte quemado.
    Salid de en medio de ella, pueblo mío, y salvad cada uno su vida del ardor de la ira de Jehová. Jeremías 51:1, 6-9, 13, 25, 45

    4 Y oí otra voz del cielo que decía: Salid de ella, pueblo mío, para que no participéis de sus pecados y para que no recibáis de sus plagas; 5 porque sus pecados se han amontonado hasta el cielo, y Dios se ha acordado de sus iniquidades. 6 Pagadle tal como ella ha pagado, y devolvedle doble según sus obras; en la copa que ella ha preparado, preparad el doble para ella. 7 Cuanto ella se glorificó a sí misma y vivió sensualmente, así dadle tormento y duelo, porque dice en su corazón: “YO estoy SENTADA como REINA, Y NO SOY VIUDA y nunca veré duelo. 8 Por eso, en un solo día, vendrán sus plagas: muerte, duelo y hambre, y será quemada con fuego; porque el Señor Dios que la juzga es poderoso. 9 Y los reyes de la tierra que cometieron actos de inmoralidad y vivieron sensualmente con ella, llorarán y se lamentarán por ella cuando vean el humo de su incendio, 10 mirando de pie desde lejos por causa del temor de su tormento, y diciendo: “¡Ay, ay, la gran ciudad, Babilonia, la ciudad fuerte!, porque en una hora ha llegado tu juicio. 11 Y los mercaderes de la tierra lloran y se lamentan por ella, porque ya nadie compra sus mercaderías: 12 cargamentos de oro, plata, piedras preciosas, perlas, lino fino, púrpura, seda y escarlata; toda clase de maderas olorosas y todo objeto de marfil y todo objeto hecho de maderas preciosas, bronce, hierro y mármol; 13 y canela, especias aromáticas, incienso, perfume, mirra, vino, aceite de oliva; y flor de harina, trigo, bestias, ovejas, caballos, carros, esclavos y vidas humanas. 14 Y el fruto que tanto has anhelado se ha apartado de ti, y todas las cosas que eran lujosas y espléndidas se han alejado de ti, y nunca más las hallarán. 15 Los mercaderes de estas cosas que se enriquecieron a costa de ella, se pararán lejos a causa del temor de su tormento, llorando y lamentándose, 16 diciendo: “¡Ay, ay, la gran ciudad, que estaba vestida de lino fino, púrpura y escarlata, y adornada de oro, piedras preciosas y perlas!, 17 porque en una hora ha sido arrasada tanta riqueza. Y todos los capitanes, pasajeros y marineros, y todos los que viven del mar, se pararon a lo lejos, 18 y al ver el humo de su incendio gritaban, diciendo: “¿Qué ciudad es semejante a la gran ciudad? 19 Y echaron polvo sobre sus cabezas, y gritaban, llorando y lamentándose, diciendo: “¡Ay, ay, la gran ciudad en la cual todos los que tenían naves en el mar se enriquecieron a costa de sus riquezas!, porque en una hora ha sido asolada. 20 Regocíjate sobre ella, cielo, y también vosotros, santos, apóstoles y profetas, porque Dios ha pronunciado juicio por vosotros contra ella.
    21 Entonces un ángel poderoso tomó una piedra, como una gran piedra de molino, y la arrojó al mar, diciendo: Así será derribada con violencia Babilonia, la gran ciudad, y nunca más será hallada. 22 Y el sonido de arpistas, de músicos, de flautistas y de trompeteros no se oirá más en ti; ni artífice de oficio alguno se hallará más en ti; ni ruido de molino se oirá más en ti; 23 luz de lámpara no alumbrará más en ti; tampoco la voz del novio y de la novia se oirá más en ti; porque tus mercaderes eran los grandes de la tierra, pues todas las naciones fueron engañadas por tus hechicerías. 24 Y en ella fue hallada la sangre de los profetas, de los santos y de todos los que habían sido muertos sobre la tierra.

    ¿Roma? ¿USA? ambas.?

    Te adoramos oh Cristo y te bendecimos
    Porque por tu Santa Cruz redimiste al mundo y a mi pecador. Amén.

    Me gusta

  4. Roma no es Babilonia ni Babilonia es Roma. El Apóstol San Pedro usa el término comparativa y metafóricamente para designar la ciudad pagana y corrupta.
    San Juan a la Roma apóstata de los últimos tiempos la llama la ·ramera” y el Angel cuando le explica, no llama ramera a la Babilonia del fin de los tiempos. No hay contradicción en los Apóstoles. San Juan tiene la visión de las Dos Mujeres: la Parturienta Coronada -que es la Iglesia “débil” de Filadelfia- y la Ramera -que es la falsa iglesia antropocéntrica, idólatra y apóstata. La mujer vestida de escarlata sobre la Bestia bermeja con siete cabezas es”Babilonia” en su aspecto de confusión, de corrupción y de querer llegar “al cielo” por otro camino, que no es Jesucristo, sino la sincrética religión mundialista apoyada por el poder político a fin de usarla para sus fines: el triunfo del Inicuo.

    Me gusta

  5. Pero, ¿La Ramera (Babilonia, falsa iglesia antropocéntrica, idólatra y apostata) no es la “iglesia conciliar” u oficial? y ¿la iglesia conciliar u oficial no tiene su sede casualmente en Roma?

    Me parece que, actualmente, es lo mismo decir Roma que decir falsa iglesia. En la biblia siempre se habla de ciudades para referirse a sus pobladores, p.ej castigo de Sodoma y Gomorra, o que Cafarnaúm se hundirá hasta el infierno, o “Ay de ti, Corozaín! ¡Ay de ti, Betsaida”, etc. Evidentemente no se está refiriendo que el lugar físico se hundirá hasta el infierno sino que está hablando de sus pobladores en ese momento.

    Opino que, en la época de Pedro, Roma era Babilonia, luego cuando se convirtió, dejo de ser Babilonia, hasta ahora que volvió a serlo.

    Me gusta

  6. El núcleo del Apocalipsis es la última rebelión del Dragón o Satanás contra el Verbo Encarnado Jesucristo. La caída de Luzbel -según muchos comentadores- fue no querer adorar al Hijo Encarnado de Dios: Jesucristo, fin y centro de la Creación de ángeles y de hombres.
    El Diablo o Satanás sedujo a nuestros primeros padres para echar a perder a la humanidad, desviándola de su finalidad: la gloria y el honor de Dios a través de Jesucristo y de la Iglesia (la cual existe en la Mente divina desde el mismo instante -por así hablar- del decreto de la predestinación de Jesucristo, haciéndola inseparable en los designios eternos de Dios para la vuelta y salvación de todo el género humano redimido por el Sacrificio de Jesucristo y renovado perpetuamente en la Iglesia por el Sacerdocio Católico: los dos “obstáculos que impedían la propagación de la Gran Apostasía).
    El Diablo o Satanás no tuvo conocimiento de la Encarnación, por eso siempre intentó seducir a Jesucristo: “si eres el Hijo de Dios…”, y no se enteró Quién era hasta el momento de la Muerte y Resurrección. Contra Jesucristo verdadero Hombre con carne pasible se ensañó hasta la Cruz para hacerlo caer, pero fue aplastada su seducción, primero con halagos, como en el desierto, y luego su crueldad, manifestada en los castigos sufridos por Jesucristo en Su Pasión a través del pueblo deicida y ejecutada por la Roma pagana e idólatra, la “Babilonia” de San Pedro.
    Entonces -a partir de ahí- todo el intento del Diablo o Satanás es destruir a la Esposa del Cordero: la Iglesia Católica. Históricamente conocemos sus intentos: persecuciones, martirios, herejías, protestantismo, racionalismo, modernismo y Apostasía.
    Y como su hijo predilecto -del Dragón digo- es el Inicuo, el Contra-Cristo, le pasa todo su poder de engaño y seducción. Su aparición pública -en el orden político- debe tener un sustento en las Naciones apóstatas: esa es la “bestia bermeja”, la Gran Babilonia de los últimos tiempos que se propaga mundialmente y es conducida o favorecida por la Gran Ramera .la “mujer escarlata” que la monta: o sea: es preciso que la Babilonia -centro anticrístico donde se resume el odio de Satanás a Jesucristo- comience siendo un poder político mundial con sede en alguna o varias naciones apóstatas guiadas por la banca internacional con fines de entregarle TODO al Líder mundial- para terminar resumiendo en sí mismo todo lo que le pertenece por derecho y por justicia a Jesucristo: el fin y centro de la Creación. Por eso la Ramera se sirve de su influencia de falsa religión mundialista- ecológica- antropocéntrica-idolátrica, para preparar la aparición y presentar al Líder mundial como el “salvador” del mundo, frente al caos, al hambre, a las guerra y pestes, preparadas por ellos mismos: Babilonia y la Ramera: el último intento de Satanás para arrebatarle a Jesucristo lo que le pertenece por derecho propio de conquista: ser Rey de reyes y Señor de los señores. El final lo conocemos por la Profecía: la luz que brilla en el horizonte, marcado por el Martirio y la muerte, es la Resurrección o Milenio o Reino temporal de Jesucristo en ESTA tierra, como paso previo de la eternidad. ¡Por derecho y por justicia! Jesucristo es Rey y nunca dejará de serlo, para El fue creado el universo de ángeles y hombres, y todo le sirve por misericordia o por justicia, ahora y en la eternidad.
    “VENGO PRONTO” dice el SEÑOR, esa es nuestra Esperanza, virtud teologal que robustece la Fe: “Guarda FIRMEMENTE lo que tienes”.

    Me gusta

  7. Creo que la clave está en entender quien es la bestia de 7 cabezas y diez cuernos. En mi opinión esta no es otra que Israel, como actual cabeza y los diez cuernos las diez naciones árabes formadas a partir de la declaración Balfour. De ser así, la ramera no sería otra que la prostituida religión “judía”, prostituta por excelencia y madre de las demás prostitutas, en cuanto es el arquetipo de la negación de la divinidad de Cristo, así como instigadora de la persecución cristiana, partiendo por los primeros mártires y hasta el día de hoy. Lean los pasajes del Apocalipsis y aplíquenselos y verán que calza a la perfección.

    Me gusta

  8. La bestia escarlata es el mundo anti-Cristo tal como está actualmente. La mujer que es sentada en ella es la prostituta, la Iglesia cuyo clero apostató hasta en anti-Cristo que usurpan la Sede de Pedro. La principal cabeza de esta lucha contra Cristo es la bestia herida a muerto y quien vive. Esta cabeza estaba, no es más, después de la destrucción del templo, sino subirá del abismo para ir a su pérdida.

    Me gusta

  9. Hoy podemos conocer un poco mejor por un error de la leviatán de la hydra, goldman sachs y sus ladrillos, que fracasaron. No significa que no abandonen sus objetivos. El primer reinado del mundo único cuyo dios es satana, fue en Genesis XI , una religión satanica de un mundo único, y el segundo intento, es al final, a eso el emperador IIiluminati y caballero de malta, Bush padre, lo llamó nuevo orden y lo mismo el otro agente Iluminati, Gorvachev cuando hacen caer a la UR.S.S.. un nuevo mundo está naciendo. Ambos agentes de la corona malefica britanica, como todos, los de la casa de teosofía.de la escuela de demonios de los fabianos y lucis trust.
    La franc-masonería, lo dice: nuestro apellido es: masón.
    Nosotros somos la contra-iglesia.
    S.S. san León XIII: la masonería ese es el enemigo.

    Las logias se ordenan en Londra, el 24 de junio de 1717, había nacido, el gran poder que debía expulsar, al imperio español de América, que si cometieron un grave error, Londra, ya estaba haciendo inteligencia hasta un calvinista pseudo convertido, enviaron, y cuando expulsan a los jesuitas (que si comerciaban con esclavos), y no hacían caso al Rey de España, fue tremendo porque muchos mueren, les confiscan sus pertenencias y otros son llevados ¿a dónde? a Londra y la astucia del gran dragón, les permitió tener detallados los puntos debiles para hacer la revolución.
    Poca estrategia, países divididos,unos con el rey de España otros por la corona masonica de Londra, ganó, el dragón masónico anglosajón. Hasta nuestros días. Los protocolos de la corona Britanica, ¿Brexit? si a a China, el desierto de Gobi , algo hay por esos lugares que desconocemos más su base militar secreta, en América del sur, Neuquén Patagonia Argentina, y como moneda se definieron por el yuan, la entidad malefica, maitreya desde un tiempo, está ahi y coincide con los planes detallados en Apocalipsis de san Juan de Chiesa Viva.
    Los Bush (de las órdenes mas satanicas y caballeros de malta) eligen a los chinos porque ellos, diseñaron, ese modelo de síntesis, hegeliano, comunismo-capitalista, una elite, pocos ricos sostenedores y el resto esclavos.
    No se puede separar la agenda iluminati con hispanoamérica que les da recursos, la city de Londra, la corona británica, la nueva religión mundial llamada satanismo que practican desde el genesis, y la cumbre masonica vaticana del año 1986, con todos los cultos del planeta, por la catolica Juan Pablo II, elegido por la trilateral, y la parte del Opus, y el principe Felipe de edimburgo. siendo su esposa la reina madre y papa coronada con todos los misterios en el año: 1952.
    Es lógico que satanistas conocedores de estregias, su muro fuera , la Iglesia católica romana. De todos ellos es su Juan XXII, y su Montini o Pablo VI, más el clero responsable ante el Señor.
    El cambio de era llegó cuando Londra, tuvo la bomba atómica que es el dios de las fortaleza o mauzin del Profeta, san Daniel y en cuestión de días, tambien la consigue la UR.SS. 1945 el inicio del reinado de la cultura de la muerte. con bombas atómicas climáticas y bacteriológicas.
    Donde la bestia, se ha ocupado de re-escribir la historia, el desprecio Britanico, tanto al Imperio Español, como a la República, Argentina, esta en sus libros, a pesar de ser desde el año 1989 su colonia y nadie lo sabe, aun odian a los argentinos , desprecios ancestrales y en su propias palabras, tanto de sus emperadores, como politicos. y desde Crimea, Yalta 1946. La causa única, que encuentro se llama: los pobres Caballeros de Cristo.Ya que según cuentan historiadores, ellos trajeron a sudamérica los restos de del Patriarca, José de Arimatea y de san Nicodemo. Diferente a los restos de santa María de Magdala que estaban en Francia, y los revolucionarios hicieron desaparecer. Siempre cumplen la maxima de iluminati, que son los descendientes de angeles caídos, que no haya más recuerdo de su Nombre. de sus santos de su Iglesia, del infame, le dijeron al Señor, nuestro Señor.
    Las pruebas de esas visitas de los Caballeros, existen porque hay piedras del templo de Salomón, que ellos trajeron de Oriente en sus viajes. El fracaso de la gran mentira contra ellos, fue el documento de Clemente V, que los absolvió de culpa y cargo Setecientos años escondidos los documentos y el gran fracaso de la mentira, que cuentan hasta hoy. Los masones, además de homicidas, y hasta canibales, porque practican satanismo, son muy mentirosos, y aves de rapiña. por eso son, la ramera de babilonia y son misterios, de mafias de todo tipo y color.
    Londra: 1717-2017. y sin eso, no llegaba lo otro, Alemania 1776. hijo de perdición, al cual sostuvieron hasta su último libro de satanismo confeso, llamado nuevo orden.mundial.
    Tienen planes, hasta de hacer un culto llamado prostitución sagrada, que es una suma de sectas destructivas, como era en Babilonia. Todo libre, sexo drogas, abortos, protestantismo destructivo, gurues, centros delictivos de yoga, y pseudociencias.Mafias en su maxima expresión. Hasta llevan a sus cumbres a mujeres MK ultra, la diosas, satanistas de la elite, que ni esconden. como parte del plan.
    Un dia , cambiaron y se llamaron los Windsor. y otro tuvieron su instituto llamado tavistock , por su marxismo cultural, y cambio de mentalidad, un mundo para delinquir, y es la guerra contra el Cordero, y la Iglesia, que los vencerá. Amén.
    Gracias la Iglesia Fiel al Señor.

    Me gusta

  10. Nuevamente da de que hablar y que pensar, Putín, en su último mensaje de Navidad 2016, va con todo contra los poderes del Gobierno en las sombras.
    cito: En esos países, se niegan las bases morales y cualquier identidad tradicional – nacional, religiosa, cultural y aun el género son negados o relativizados. Allí, la política trata a una familia con muchos niños como igual a la asociación homosexual
    (jurídicamente) La Fe en Dios es igual a la Fe en Satán.
    Los excesos y exageraciones de Lo Políticamente Correcto en estos paises efectivamente conduce a la consideración seria de la legitimación de los partidos que promueven la propaganda de la pedofilia.
    La gente en muchos estados europeos se avergüenzan de su afiliación religiosa y están asustados de hablar de ellos.
    Los días Santos y sus celebraciones están siendo abolidas, o renombradas “neutralmente”, como si uno estubiera avergonzado de esas Fiestas Santas, con este método se oculta el Valor Moral más profundo de estas celebraciones.
    Y esos países tratan forzar este modelo sobre los otros países, globalmente.
    Estoy profundamente convencido que este es el camino directo a la degradación y primitivización de la cultura.
    Esto lleva a una profunda crisis demográfica y moral en occidente.
    Cual pude ser la mayor evidencia de la crisis moral de la sociedad humana que la pérdida de sus funciones reproductivas.
    Y ahora casi todos los paises “desarrollados” de occidente no pueden sobrevivir reproductivamente, ni aún con la ayuda de los migrantes.
    Sin los valores cristianos que estan enraizados en el Cristianismo y otras religiones del mundo, sin reglas y valores morales que se han formado y desarollado durante milenios, la gente perderá invitablemente su dignidad humana convirtiendose en brutos.
    Pensamos que es correcto defender y preservar estos valores morales cristianos.
    Uno tiene que respetar el derecho de cada minoria a autodeterminarse, pero al mismo tiempo no puede y ni debe haber ninguna duda de los derechos de la mayoría.

    Observamos a nivel internacional los intentos de crear Un modelo unipolar y unificado del mundo para relativizar y eliminar instituciones de derecho internacional y soberanía nacional.
    Vemos que muchos estados euro-atlánticos han tomado el camino donde niegan o rechazan sus propias raíces, incluyendo sus raíces cristianas que constituyen la base de la civilización occidental.
    En un mundo unipolar y unificado, no hay lugar para los estados soberanos. Tal mundo unipolar simplemente necesita vasallos.
    Desde una perspectiva histórica, tal mundo unipolar significaria rendir nuestra propia identidad y de la diversidad Creada por Dios.

    Me gusta

  11. Ese es el plan iluminati un mundo, una religión, la satánica que practican, desde el primer intento, en Genesis XI. primer gran maestre Nimrod, y el segundo al final, la bestia revive, sube del abismo, y va a perdición, y lo llamaron nuevo orden mundial . Y si es nuestro deber, que no signifca odiar a nadie, sino amar la verdad y llevar personas al único salvador que es, Nuestro Señor Jesucristo. Y la historia verdadera de un culto mundial, que no tiene absolutamente, nada que ver con el pueblo del Señor, guardianes del tesoro, la letra K llegó a sus murallas. y además de satanistas, son Caballeros de Malta como el clan Bauer Rothschild. fotografía del año: 1972, tomada en una fiesta de ellos, , el magnate Murdoch, adulterador Biblico, el clan Bush, el dictador Hitler, agente británico y varios más, entre ellos madame Blavatsky, carbonaria, y agente británica, la madre de la teosofía gnostica luciferina de la ramera de babilonia. Los delata la lengua, hibrida, la magia de la cabala, los calendarios masónicos, que no son del Señor, y sí de babilonia, la satánica cabala dada por demonios, su marca, o simbología. Bien clara de cainitas, como la bandera del reino unido de la perfida Albión, la entidad Moloch, sacrificios a moloch, que es satana, como la estrella de magia enoquiana, de renphan.Hasta hace pocos, años, esto era posible de conocer, lo sabía la Iglesia,y eran conocidos, hasta por los reyes católicos, de España, tan estigmatizados en el presente, que el jazaro y masón Lustiguer, no permitió beatificarlos, y luego fueron ocultadas todas las investigaciones. hasta científicas, porque la verdad de los que se colocaron como los dioses o los dueños, o los elegidos y únicos con derechos a reinar por sobre todos, duele.Porque la mentira, está llevando a detestar, a Nuestro Dios el único de toda la sancta Escritura y de todos los tiempos, porque de su reino no hay fin. Arcángel san Gabriel, a su Madre María, santísima, casa de David. El único Hijo, Bendito de Dios, Nuestro Señor.

    Historia de un religión, y de un reino. Khazaria.Seguramente es el gog biblico, lo cual no significa todos, los rusos, que tampoco aceptan, la religión masonica mundial del vaticano 2.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s