ALL POSTS

TRISTE FINAL DE LOS QUE TRASPASARON LOS LÍMITES ESTABLECIDOS


[En nuestros días es casi imposible zafarse de la propaganda insistente, continua, e invasiva de los peligros inherentes al cambio climático. Están consiguiendo infundir en nuestra conciencia  un sentimiento de culpa que implica la manipulación por parte de otros, a quienes no conocemos, de nuestros hábitos y  pensamientos en política, sociología, historia y hasta en materias religiosas.  Es evidente que el gobierno de las Nación está detrás de todo eso, porque es el único que tiene poder para doblegar a los medios y hacer que todos al unísono digan las mismas cosas con cerrada censura de los que disienten aunque posean un palmarés científico notable y sin que les importe el número de ellos. Simplemente la Religión Civil  dominante impide salirse de los cauces del pensamiento único. Y todavía es más sorprendente que la dictadura de lo políticamente correcto se extiende a los que gobiernan las iglesias como el “papa” Francisco o el dichoso imán su amiguete, que todos conocemos. Por otra parte es contradictorio que los que podían redirigir el curso actual de los hechos (por ejemplo prohibiendo o limitando drásticamente el tráfico aéreo, o prohibiendo los envoltorios de plástico)  no hagan nada efectivo sino que se limitan a inocularnos sus paradigmas mentales y manipular la opinión pública.

Yo me he preguntado, muchas veces, por qué el Evolucionismo sigue formando parte del paradigma científico actual o por qué el Geocentrismo (su máximo teórico Ticho Brahe +1601,   murió probablemente asesinado)  con pruebas contundentes a su favor en la actualidad, sigue estando relegado al desván del pensamiento ridiculizado, asociado con las teorías fantasiosas de  la Tierra Plana, los  Gigantes, o las civilizaciones  sumergidas

Podríamos hablar también del pensamiento verdaderamente católico, del que han renegado el lefebvrismo y los neocones, sobre cuyos postulados fundamentales pesa un interdicto agobiante en aquéllos que lo profesan.

El siguiente es un artículo que puede darnos algunas pistas, aunque limita su exposición  a un dominio concreto,  ofreciéndonos  el triste final de algunos inventores que se han atrevido a navegar por las aguas prohibidas de las imposiciones políticas, económicas, científicas de los invisibles amos del mundo, y que  pretendían únicamente el bienestar social de sus contemporáneos.]

El triste final de algunos inventores

En nuestros días, son muchos los inventores que se han atrevido a cuestionar e incluso a poner en ridículo el actual modelo energético, basado en el petróleo, al demostrar que podemos vivir sin el combustible fósil obteniendo toda la energía que necesitamos de otras fuentes, como el agua, el aire o los imanes. Pero estas opciones son mantenidas ocultas debido a los intereses de una minoría, que vive al margen del bienestar de la sociedad. Y, como ya expresamos en otros artículos, pobre de aquel que ose ir contra el sistema. Valgan a modo de ejemplo una lista de inventores de motores de agua ninguneados, encarcelados, desaparecidos o asesinados. Hay decenas de casos. Los siguientes se refieren solo a motores de agua.

El croata Nikola Tesla es, probablemente, el mayor inventor de sistemas de energía libre y gratuita de la historia. Acabó sus días denigrado y en la miseria. La mayor parte de sus patentes sobre energía libre han desaparecido.

En el 2008, cuando contaba 82 años de edad, el filipino Daniel Dingel fue condenado a 20 años de cárcel, según publicó el Daily Enquirer de Filipinas. Su delito fue atreverse a hacer funcionar sus coches con agua. ¡Todo un atentado contra la sociedad!

Stanley Meyer falleció gritando “me han envenenado”. También había hecho funcionar su coche con agua. Su hermano denunció el robo del automóvil.

Arturo Estévez Varela, español, de Sevilla, hizo funcionar su motocicleta con agua, y un notario levantó acta de la proeza. Ha donado sus patentes al estado español, pero han desaparecido de la oficina de patentes. Él está desaparecido.


Paul Pantone, norteamericano, inventor del motor Pantone, que funciona  con un 80% de agua fue condenado judicialmente y encerrado en un psiquiátrico.

El norteamericano John Kanzius descubrió cómo convertir el agua salada del mar en combustible. Falleció seis meses después de dar a conocer su invento.

El murciano Honorio Pérez Picaso, a quien conocimos y tratamos, sacaba electricidad de la atmósfera y así hacía funcionar sus motores.

Dice Alberto Vázquez-Figueroa: “Cuando tengas un invento revolucionario, antes de mirar a quién beneficia, permanece atento al poder que tiene aquel al que perjudica”. Él sabe de qué habla. El caso de las desaladoras de la inefable Cristina Narbona merece la pena conocerlo en profundidad. Los pelotazos socialistas impidieron poner en marcha el invento de Vázquez Figueroa. ¡¡¡Porque el agua salía, prácticamente, gratis!!!

EL INVENTOR ESPAÑOL DE LA BOMBILLA QUE DURA CIEN AÑOS

Benito Muros es economista y diseñador, aunque su fama le viene por el invento de la bombilla eterna, una bombilla que incluso se puede reparar. Detrás de este invento hay toda una filosofía, un concepto de la ética que se sustancia en el gran reto de luchar contra la obsolescencia programada.
Todo empezó con una visita a la estación de bomberos de Libermore y ver la bombilla que permanece encendida después de más de cien años.  Con un grupo de ingenieros empezó manos a la obra hasta que, en el año 2012, salió al mercado la lámpara de su creación, una bombilla que puede durar noventa o cien años. Algunos programas de televisión y la prensa en general acogieron la noticia, pero el escepticismo no tardó en aparecer y también la calumnia y la denuncia, nada menos que de un empleado que trabajaba para él. Lo acusó de haberlo tenido trabajando gratis sin estar dado de alta y, además, hizo correr el bulo de que utilizaba materiales de baja calidad y que reparar la bombilla llevaba aparejado el peligro de electrocutarse

Benito no pudo sacar adelante su invento con éxito, aunque sí se puede adquirir su bombilla. También creó la fundación, Feniss, para acoger a las empresas que trabajan sin obsolescencia programada y dar cobertura a los nuevos inventores. Por desgracia, el alma del cártel sigue viva y el desprestigio, cuando no la cárcel o la muerte, es lo que les espera a cuantos se atreven a desafiar a la mafia del sistema.Ñb