Author Archives

moimunan

Estamos preocupados por compartir lo que creemos, buscando ayudar a los hermanos en la Fe.
Contacto:
moimunan@gmail.com

RESERVAS ANTE LA BEATIFICACIÓN DE JUAN PABLO II


Ante la inminente beatificación del Papa Juan Pablo II en este artículo, traducción de la revista The Remnant, se exponen las reservas que en conciencia muchos católicos de todo el mundo tienen. Hay una ordenada eposición, aunque no exhaustiva, de los motivos que aconsejarían poor el bien de la Iglesia, a detener esta beatificación.
Al final se pide la firma del lector para obtenerla

EL TERREMOTO DE JAPÓN


Reproducción de un artículo aparecido en el blog SURSUM CORDA. Está precedido de al gunas consideraciones del autor de este blog. El interés del artículo está en comentar la noticia desde un punto de vista puramente católico. Tal como lo hubieran hecho nuestros ancestros católicos que tenían arraigado el sentido de lo sobrenatural e interpretaban la realidad a través del prisma de la Fe.


Originalmente publicado en APOSTASÍA:
UNA CORRECTA INTERPRETACIÓN DE LA PROFECÍA DE FÁTIMA Y SUS IMPLICACIONES ACTUALES Aunque pueda parecer chocante este título y hasta irreverente, me decido a escribir sobre ello…

LA ÚLTIMA CENA FUE UNA COMIDA PASCUAL: Extracto


Muchos eruditos piensan que hay contradicción entre los evangelios sinópticos -Mateo, Marcos y Lucas- y el Evangelio de Juan, een cuanto a la fiesta de la Pascua. Sostienen que si Jesucristo celebró la Pascua el día de Jueves Santo los datos de Juan estarían equivocados en cuanto a a la Pascua celebrada según ellos después de ña Crucifixión y entierro de Jesús. Entonces la solución que ofrecen es que Je´sus no celebró una verdadera comida Pascual sino una comida de despedida con sus discípoulos. Hay que notar que la celebración de la Pascua en día distinto del señalado estaría pendo por la Ley. Pero en realidad la contradicción es aparente ya que jesucristo se atuvo a la fecha señalada en la torá, mientras que la celebración oficial de la Pascua, por los fariseos, se había adelantado un día y esto constituía una tradición de hombres que no aceptó N.S. Jesucristo como tantas otras tradiciones de los fariseos.